Cuando 426 euros son una fortuna

Uno de cada tres parados de Cataluña ha agotado el desempleo y todas las ayudas. La mitad de los que aún cobran solo perciben el subsidio mínimo

Juan Carlos Serret es una de las personas que se han visto obligadas a hacer auténticos equilibrios para sobrevivir con 426 euros m00renda_garantida_flyerensuales. Trabajaba en una fundición de aluminio hasta que, con 47 años, le despidieron. Tres años y medio después, sigue en el paro. Agotada la prestación por desempleo, cobra el subsidio con el que tienen que llegar a fin de mes él y su pareja, que también está en el paro y no cobra ninguna ayuda. De los 426 euros, 360 ya se van en el alquiler del piso donde viven. Con el resto se supone que tienen que vivir dos adultos.

Él está separado y, por orden judicial, debería pagar una pensión compensatoria a su exmujer y una pensión alimenticia al hijo que tienen en común. Sigue intentando encontrar trabajo, pero su edad es un obstáculo que parece insalvable. “No encuentro trabajo. Solo quieren a gente joven o discapacitada”, explica, y admite que recurre a los amigos y a la familia para poder subsistir.

Llegar a fin de mes con menos de 500 euros parece, más que un reto, casi un milagro. Es, sin embargo, la situación en la que se encontraban el 48,8% de los parados registrados el pasado mes de mayo en las Oficinas del Servicio de Ocupación (SOC) de la Generalitat que todavía cobraban algo por estar desempleados.  + Inf

Esta entrada fue publicada en Inf. general y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s